Juanito Viajero

¿ESTOY DEMASIADO VIEJO PARA CAMBIAR?

mi-padre-y-yo
¡Cuéntale a tus amigos!

Hace algunos días discutía con mi padre sobre su concepto de la vida. Me decía que de niño siempre quiso ser arquitecto, para construir rascacielos y grandes puentes alrededor del mundo. Me contaba su historia de cómo había sido criado por mis abuelos, y como había conocido al amor de su vida, mi madre.  Tuvo una educación poco sólida en el colegio, fundamentada únicamente en conceptos tradicionales y académicos, en donde él se destacó en materias de geografía y dibujo, pero siempre muy desbalanceado por las matemáticas.

A sus 20 años comenzó a estudiar una carrera en Tecnología Industrial en la mejor universidad pública de la ciudad; algo bastante alejado de lo que él hubiese amado hacer en la vida. Mis abuelos no tenían los recursos económicos suficientes para pagarle estudios fuera de la ciudad, en la carrera que él quería, que era Arquitectura. Pero lo más importante era que él hacía parte de un sistema educativo que iba en dirección contraria a sus más grandes deseos.

Después de casarse con mi madre y tener a 3 hermosos hijos, las responsabilidades fueron creciendo, pero su trabajo se fue estancando, y fue pasando de una posición a otra, intentando crecer en posición, salario y condiciones laborales. Todo esto solo con la intención de poder mantener de la mejor manera a su familia.

Fue así,  como una ola de mar, creciendo con el tiempo, pero alejándose más y más de su sueño, hasta llegar a un punto sin retorno, en donde ya no tenía salida. Estaba lleno de deudas, con unos hijos muy inquietos que se metían en problemas en el colegio, la casa hecha un desorden,  la relación sentimental con mi madre en deterioro, entre otras cosas.

Es ahí donde te preguntas, ¿Que has hecho con tu vida?… Pero eso no estaba entre los planes de mi padre. Él solo hizo lo que pensó que era lo correcto.

Yo escuchaba su historia y me parecía asombroso la forma en cómo había sido educado. Hoy en día seguimos con esos mitos tradicionales. Yo no lo culpo, al contrario, lo entiendo, y sé que esto es algo que ha venido pasándose generación tras generación, desde nuestros antepasados. Mi padre, un ser humano increíble, con miles de cosas buenas, me hace replantearme la vida y preguntarme a mis 30 años de edad. ¿Que estoy haciendo con mi vida?

Nunca es tarde para cambiar. Nunca es tarde para tomar una decisión ¿Por qué siempre nos estamos poniendo excusas para no salir de esa zona de comodidad y placer falso?

Hace unos días escuche la historia de una señora que a los 70 años de edad se recuperó, después de sufrir de leucemia y casi perder la vida. Fue abandonada por sus amigos, hijos y nietos. Al salir del hospital tomo la decisión de cumplir su sueño y recorrer el mundo, ayudando a la gente que más lo necesitaba. Ese siempre había sido su sueño, pero las circunstancias de la vida y sus propias decisiones nunca se lo permitieron.

Estaba atada a una rutina de trabajo infernal, que le cortó sus más preciados deseos. Y solo cuando la muerte estuvo cerca pudo reaccionar, y darse cuenta del verdadero valor de la vida.

¿Por qué tenemos que esperar hasta nuestro lecho de muerte para despertar y encender esa llama en nuestro corazón sobre lo que es la vida?

¡A mis 30 años hoy tomo una decisión definitiva!

oldphoto

Mi padre y yo hace unos 28 años

19 Comentarios

  1. Anónimo

    lo mas importante es terminar, no importa cuando empiezas, lo que importa es terminarlo…

    saludos.. y buen articulo..

    Responder
    1. juanitoviajero

      Muchas gracias por tu mensaje! Un abrazo

      Responder
  2. Anónimo

    Me encantó tu historia y la manera como la contaste, la verdad haces que replanteemos nuestra vida y/o le demos fuerza a los proyectos que estemos emprendiendo en busca de la realización de nuestros más grandes sueños. Definitivamente nuestra sociedad necesita volver a soñar y tener vehículos que permitan que con talentos, determinación, mucha capacitación y acción, logremos nuestros más grandes anhelos.

    Responder
    1. juanitoviajero

      Muchas gracias por tu mensaje! Creo que todos en nuestras vidas tenemos alguien con una historia similar.. Lo importante es aprender de estas historias, para que nuestras vidas sean mucho mejores. Un abrazo amigo!

      Responder
  3. Julian Bueno

    Muy buen relato, me agrada mucho amanecer y que esta sea mi primera lectura. Gracias Juan ?

    Responder
    1. juanitoviajero

      Gracias por tu mensaje Julian! Un abrazo amigo

      Responder
  4. Silvina gonzalez

    Excelente reflexión. Pero nuestras generaciones son diferentrs a la de nuestros padres. En mi caso personal nunca esperé para hacer una cambio. Tal vez el impulso de que era lo correcto me llevó a terminar relaciones largas pero sin frutos o ascender en mi trabajo sin medir que era joven y que podía ser difícil. No creo en lo imposible. Todo se puede. Algunas veces con mayor o menor esfuerzo, sí. Pero si vale la pena… al menos intentalo! Suerte con la vida.

    Responder
    1. juanitoviajero

      Woww Silvina muchisimas gracias por tu comentario! Y si efectivamente, nunca sera tarde para intentarlo. Al menos ahora somos concientes de esto, lo proximo sera ser lo suficientemente valiente para hacer que todo sea diferente.. Te envio un abrazo!

      Responder
  5. Gelber

    Totalmente cierto. Se debe vivir al ritmo del corazón. Vivir y hacer realidad nuestros sueños

    Responder
    1. juanitoviajero

      Gracias por tu comentario Gelber! Lucha por lo que mas deseas, trabaja y haz que suceda dia a dia. Un abrazo!

      Responder
  6. Cindy Garcia

    Estoy de acuerdo. Nunca es tarde para cambiar e ir tras nuestros sueños. A veces las circumstancias de la vida nos hacen pasar nuestros años en circulos viciosos tras un concepto de felicidad que es temporario. Cuando luchamos por nuestras metas creo que es cuando verdaderamente vivimos y somos felices. Happiness is not a goal or a destination, it truly is about the journey of our lives and feeling the joy day by day.

    Responder
    1. juanitoviajero

      Wowww Cindy! Que buen comentario, me gusta mucho tu manera de pensar. Me alegra muchisimo eso que dices… Te mando un fuerte abrazo!

      Responder
  7. Anónimo

    Debemos luchar por nuestros sueños,sin importarnos el que dirán.

    Responder
    1. juanitoviajero

      Exacto! Muchas gracias por tu comentario. Un fuerte abrazo!

      Responder
    2. juanitoviajero

      Exacto! Gracias por tu comentario

      Responder
  8. nancy

    es triste como tantas veces no le damos el valor a la vida necesitamos casi perdarle para darle valor a lo qué queremos

    Responder
    1. juanitoviajero

      Gracias por tu comentario Nancy! Si efectivamente asi es. El ser humano funciona asi, cuando le quitas algo, es cuando realmente lo valora. Si somos concientes de eso, es un gran avance! Ahora habra que actuar y hacer que las cosas cambien. Un fuerte abrazo! 🙂

      Responder
  9. Anónimo

    Estos mensajes son las palabras de DIOS, puestas en personas que son fruto de su creacion.””DIOS NOS HABLA.

    Responder
    1. juanitoviajero

      Wowwww gracias por tan bonito mensaje! Me da mucha felicidad que te haya gustado. Te envio un fuerte abrazo!

      Responder

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RSS
Facebook
Facebook
YouTube
INSTAGRAM